martes, 23 de octubre de 2007

levanta y separa

¿Qué tienen en común estos extraños artefactos?



Todos ellos forman parte de uno de los objetos mas usados en el mundo moderno

¿Televisión?

¿Automóvil?

¿Licuadora?

Hablo del Brassiere, sostén, bra, sujetador, corpiño, que es base y soporte de tantas…

Pero lo de moderno suena engañoso, este articulo ha sido usado por las mujeres desde hace muchos años (quizá no tan sofisticado como hoy en día, pero de igual manera, funcional), el dato mas antiguo de ello es en Creta, donde usaban una prenda que dejaba al aire sus senos, pero al mismo tiempo los levantaba.



(no es éste, pero me gustó la imagen)

Y de ahí, variedad de diseños, según la moda en curso

Senos chicos? Pues pectorales que los oprimían

Seños llamativos? Corsés para disminuir la cintura y resaltar el busto

De hecho, la santa Catalina de Médicis, prohibió las gordas en la corte, y por mas de tres siglos las varillas en la ropa interior eran casi obligadas

Es difícil fechar la invención del brassiere moderno, ya que depende de cómo se defina la prenda en cuestión.

Pero al menos queda claro que con el paso del tiempo los inventos fueron menos sádicos con la mujer

Desde Henry Lesher a mediados del siglo diecinueve hasta la actualidad .

(la lista es larga, peor aquí va resumida)

Olivia Flynt fabrico uno que cubría la mitad superior del torso, sosteniendo cada pecho en una bolsa de la tela.

Charles Moorehouse propuso una prenda inflable para agrandar los senos

Clara Clark, modificó el corsé haciendolo con una tela mas noble, suave y elastica, y era un sistema de bolsas en el pechoque se mantenian firmes gracias a unos tirantes que se entrecruzaban en la espalda.

El de Marie Tucek, incluía bolsas separadas para los senos y tirantes que pasaban por los hombros, usando por primera vez broches metálicos para unirlos

Herminie Cadolle puso la primer tienda de ‘sostén femenino’, primero en Argentina, luego en Paris donde diseñó uno llamado “le bien-être”

Mary Phelps Jacob. Fabrico uno por necesidad, con dos pañuelos de seda, un pedazo de cordel y un listón, que con el paso del tiempo y ayuda de los pedidos de sus amigas, fue el primero en producirse de manera masiva



Ahora bien, todo mundo los conoce, los ha puesto, quitado (o al menos lo ha intentado), y sabemos que –como cualquier prenda de ropa- se clasifican en tallas, en México las tallas se determinan por números (30, 32, ….n, 48) y el tamaño de la copa por letras mayúsculas A, B, C, D, DD…

La talla se determina por pulgadas del tórax, justo debajo del busto (así, pues, corre y pide una cinta métrica para que puedas saber cual es tu talla correcta), una vez que te mediste, redondea el numero de pulgadas al numero par superior inmediato

Osea 34.8 pulgadas = talla 36 ( si usas 34, se verá en la blusa como se entierra el elástico en tu carne/grasa -según el caso-)





Determinar tu copa, es un poco más complicado, debes medir de nuevo, ésta vez a la altura de los pezones (o la parte mas grande, uno nunca sabe de la distribución particular), luego tienes que restarle lo que tienes de torso, y si la diferencia es una pulgada, serás copa A, si la diferencia es dos pulgadas es B, si la diferencia es tres pulgadas, será C y así sucesivamente

Una talla erronea de sostén se ve peor que unos jeans apretados


¿No me crees?

O que tal este?




No hay como usar el que te corresponde, que te quede cómodo, que te resalte los atrbutos naturales, que no les permita moverse de mas, peor que tengan cierta libertad, a fin de cuentas, modelos y estilos, hay para todos gustos


para escotes


para clasicas


para deportistas



para atrevidas



para regalar









para escandalizar





para concursar




Para seducir


para hacer negocio






para –de veras- sujetar





para presumir







Para soñar





Y finalmente, si no les gusta usar sostén..pueden optar por el remedio de LaraC



Bisturí y listo!!





6 comentarios:

Dolores Garibay dijo...

Qué onda mujer,

Que bueno que ya tengas tu blog. Sigue escribiéndo que yo seguiré leyéndote ;)

Interesante lo del sostén, es una de las prendas indispensables en mi vida, hasta duermo con él y hace poco me enteré que el uso de brassiere con vbarillas es una de las posibles causas de cancer de mama... bueno, en esta época qué no causa cáncer.

Besos chilangos, y sigo leyéndote

Veronica dijo...

A

Interesante tu artículo sobre el sosten, aunque debo confesar que las imágenes robaron gran parte de mi atención...

=P

Saludos

amielita dijo...

Pisiosas DG y V:

que bueno que les gustaron los sostenes, y la informacion aqui contenida.

Y si, Dolores, Las varillas hacen maldades, aunque ahora hay algunas de plastico que son igual de utiles, pero sin el riesgo canceroso. (y segunyo, son mas comodas ;-) )

besos rigidos
A.

Dolores Garibay dijo...

La bronca mi querida Poesía, es que las varillas de plástico se deforman y se rompen con mayor facilidad... te lo dice la voz de la experiencia.

Excelente el post de Rayuela, un libro que al parecer está negado para mí o todavía no es mi tiempo de leerlo.

Besos chilangos

amielita dijo...

DG dice:
las varillas de plástico se deforman y se rompen con mayor facilidad...


Amiel dice:
PRESUMEME¡¡¡¡¡

Besos envidiosos
A.

La Chumina dijo...

Tía, qué lindo que ya tengas tu blog, por aquí te estaremos leyendo ^-^

Espero sigas poniendo bubis jejejeje.

Atte.

Tu sobrinita.

Ironía, sarcasmo, humor negro, sexo, amor y desamor, cine, libros, música, mujeres, locura, amargura y cosas peores