viernes, 11 de julio de 2008

Hedwig and the Angry Inch



John Cameron Mitchell (shortbus) tiene mucho mérito al haber escrito, dirigido y actuado tan bien.La historia se prestaba para caer fácilmente en el melodrama, pero supo manejarlo para que a pesar de la tragedia, no veas al protagonista como un mártir, sino como alguien que ha pasado malos momentos y vive con ello.

Es la historia de un chico que nació en la Alemania dividida, hijo de un soldado gringo al que realmente no conoció, y que al entrar a la adolescencia se enamora de otro soldado, quien jura amarlo y le promete matrimonio, siempre y cuando se haga el cambio de sexo.


Así Hedwig tras una mala cirugía queda con un ‘angry inch’ entre sus piernas, y su soldado enamorado -que ya no lo es tanto- abandona en estados unidos a un transexual malhecho, que no conoce nada y a nadie.

Hedwig trabaja como niñera y canta en restaurantes y cafés de mala muerte, al poco tiempo comienza una relación extraña con un adolescente, a quien introduce en el mundo de la música, le escribe canciones, le hace famoso, para que este al descubrir que su niñera no nació mujer, lo abandone y niegue al menos conocerlo, no sin antes robarle la mejor canción que jamás escribiría.

Algo que aprecio mucho en una cinta, es que tenga detalles regados que pueden ser imperceptibles para muchos, pero quien goza del cine, sabrá agradecer al director el cuidado de ponerlos ahí para quien quiera/pueda disfrutarlos. Algunas bromas no dichas, solo imágenes que pasan rápidamente por la pantalla mientras la película sigue en sus diálogos y actuaciones.

Por otro lado ya he dicho que los musicales no me gustan, y menos en pantalla. No obstante, Hedwig and the Angry Inch, es una buena película, de algún modo siento resistencia a catalogarla como musical, pero ciertamente en la historia, Hedwig incluye canciones (nada malas, con un par de ellas hasta tuve el impulso de aplaudir) que contrario a lo que suele pasar SI dicen cosas, si ponen en contexto de la historia, conservando las prudentes y merecidas distancias, diré que me recordó the wall cuando las canciones iban acompañadas de animaciones bien interesantes y considerablemente creativas.


Diré incluso que amé una de ellas; Se basa en aquel tema del banquete (platónico de platón) donde se narra sobre los humanos ‘dobles’ que eran hombres dobles, mujeres dobles y hermafroditas, que fueron partidos por la mitad y luego separados para que no pudieran encontrarse y se sintieran incompletos, dando inicio así a la búsqueda de nuestra otra mitad, que puede ser un hombre o una mujer según nuestro origen.

Para terminar, diré que el creador define esta película como un musical rock neo-glam post-punk, yo creo que es algo que vale la pena buscar y ver.

Besos chiquititos
A.

4 comentarios:

vesania dijo...

Como siempre generando la curiosidad por ver o leer algo nuevo voy a ver si logro encontrarla en algun lugar aqui donde conseguirla para verla, y ver si derribo los prejuicios que me causan las musicales.... que la verdad muy pocas veces veo...

Saludos besos y gracias por el dato

Strika dijo...

Creo que yo también ya te dije en otro comentario de otro post que ODIO los musicales. Pero con lo que cuentas de esta peli y con el complemento que hiciste con el post siguiente (sobre El banquete) se me ha antojado.
Besos divididos

Arabe dijo...

Esta es una de mis pelis favoritas. Que casi nadie la conoce aqui en Mexico, por que no se distribuyo. Pero la puedes comprar por una cantidad exorbitante en Mixup o pedirla a USA por amazon.com... O, pedirsela al chavo de la UNAM que vende pelis de arte en coyoacan, por 30 pesotes (piratona).
Excelente pelicula! por que ya no hacen cine bueno?

Poesia dijo...

Pense que se me habia quitado lo lesbiana ¡Que miedo!

Cuando vi al corista y pareja de Hedwig senti un
'grr prr hmmm'

Pense ¿que onda conmigo?..y bueno, finalmente vi que el personaje es interpretado por una mujer, ya decia que tenia unos ojos, una boca, unas manos y un caminar demasiado sugerentes para ser de hombre...Asi que resulto ser como alguna perversa fantasia mia, si ...una chica 'vestida'

Besos enfermos
Poesia.

Ironía, sarcasmo, humor negro, sexo, amor y desamor, cine, libros, música, mujeres, locura, amargura y cosas peores