jueves, 7 de agosto de 2008

Hablando serio de Bob Esponja

Por JDS

Alguien podría preguntarse qué hay de serio en hacer un ensayo sobre
Bob Esponja. Alguien podría preguntarse qué cuernos es un ensayo. En
mis palabras (que son una modificación grosera de las palabras de una
gran amiga): Un ensayo es la diarrea mental que alguien tiene sobre un
tema en cuestión; y el tema de este, mi particular ensayo, es BobEsponja.
La idea de hacer el ensayo surgió a partir de la séptima u octava
ocasión en que he hablado seriamente sobre Bob Esponja con personas
adultas no homófobas. ¿Y qué tiene que ver la homofobia de las
personas con Bob Esponja? Pues nada, pero Bob Esponja sí tiene que ver
con el mundo gay. Créanlo. Ahora bien, la mayoría de estas personas
adultas no homófobas detestan a Bob Esponja por lo que a mí me gusta
de él: Su llana simpleza (que raya en lo Bob-o).
Para ser franca, a mí me caía muy mal Bob Esponja y me caía mal sin
haberlo visto nunca. Lo comencé a ver por mera curiosidad (la culpa la
tuvo la canción del cacahuate) y me gustó. Esta caricatura me hace
reír muchísimo. ¿Será que soy una idiota, como dice Julio Cortázar en
su escrito "Hay que ser realmente idiota para..."? Pues si lo soy, qué
orgullo serlo.
Pero hablábamos de Bob Esponja y su relación con el mundo gay. La
primera vez que lo vi me dije: "Esta caricatura es gay" y entre más lo
veía, más se reforzaba mi anterior idea. ¿Por qué afirmo lo anterior?
Pues:
1. Por las repetidas veces en que aparece la bandera arcoiris (el
arcoiris que Bob forma con las manos cada vez que habla de la i-ma-gi-na-ción, y las pelucas arcoiris que usa cuando se 'disfraza');
2. su 'amistad' muuuy rara con Patricio Estrella;
3. su forma de vestir tan pulcra, su casa tan ordenadita y su caracol-gato, Gary
4. el  amaneramiento de la conducta de Bob; y
5. las pestañotas que le dibujan, dándole un toque muy pispireto a sus
ojos (lo cual me recuerda el chiste de los elefantes, que nada que ver
con este ensayo, pero como dije... aquí se exponen las diarreas
mentales de una).
En esta caricatura se manejan muchas situaciones del mundo gay:
Patricio Estrella es el amiguito (para mí, su novio) de Bob Esponja.
Inseparable, incondicional de él. A veces han pasado escenas en los
que los dos se van de paseo tomados de la mano. Vamos, se han
declarado su amor por medio de mensajes enviados en pompas de jabón:
"Patricio Estrella quiere a Bob Esponja (risas)",
"Bob Esponja quiere a Patricio Estrella (risas)".
O sea, más gay no puede ser. Sólo falta que un día se besen y ya.
Calamardo es el homófobo que no soporta a Bob Esponja y a Patricio
Estrella, que los quisiera ver desaparecer del mundo; es el intolerante que sueña con que todo el mundo sea como él.
Arenita es la amiga de Bob Esponja. Ella es pro-gay y quisiera que
todo el mundo aceptara a Bob Esponja como es. Es el hombro sobre el
cual Bob Esponja va a llorar sus infortunios.
Don Cangrejo es el convenenciero, ni a favor ni en contra de Bob
Esponja: "Él es mi mejor trabajador, hace su trabajo de manera
excelente, lo debo de conservar porque sirve a mis intereses
(económicos)".
¿Nos suena eso? ¿Cuántos utilizan a los gays y a su causa para jalar agua a su molino?

En cierta forma, la inocencia de Bob es la inocencia nuestra:Confiamos en que un día el mundo nos acepte sin condiciones. Y como ya se me acabaron las ideas para continuar con este ensayo,
aquí lo dejo para la reflexión. Me estoy OctavioPazando =S ¡Qué horror!

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Totalmente de acuerdo. Yo veo Bob Esponja cuando es época de fin de semestre y quiero descansar el cerebro, jajaja. Lo veré con mayor atención ahora, jaja.

Besos y saludos!

Liz

Gevalher dijo...

Inocente de mi, supongo que el tal Jerry Fallwell tenía razón en cuanto a los teletubbies, ja, ja, ja...

En fin yo no acostumbraba a verlo, pero ahora le echaré una ojeada o dos...

Clandestina dijo...

Muy cierto todo eso...a mi hija les encanta verlo, pero efectivamente sus ademanes, expresiones, y mas detalles son especiales. ;-)

Besos Clandestinos

Diana

Strika dijo...

Ja, ja, ja. Me encantan esas teorías conspiracionistas sobre los héroes de los niños (como la de Mario Bros comunista). No conozco al tal Bob, sólo lo he visto en mochilas, loncheras y demás aditamentos. No tengo TV, pero a ver si lo busco en YouTube...

Bar dijo...

A mi me gusta Bob Esponja, aunque prefiero a la madre de todas las caricaturas Bizarras noventeras: Ren and Stimpy (la etapa de John K. por supuesto).

Besos catódicos.

STYLEMEXICO dijo...

acabo de descubrir tu blog y soy tu fan.
ya lei algunos de tus post y estoy muy de acuerdo.
bob esponja es la mejor prueba de la apertura del mundo ante lo "subliminalmente gay".
es un buen comienzo no?
Besos Pecadores

Anónimo dijo...

estoy de acuerdo con este blog y tu no te das cuenta que cuando son padres bob siempre es la mujer y patrico el hombre .cada ves que lo veo me dan ganas de ma.... mejor me cayo.

San

Anónimo dijo...

CLARO QUE NO!!!!!!!!
NO ES GEY SOLO ES LINDO Y
SI,SI SE PUEDE MALINTERPRETAR...

Ironía, sarcasmo, humor negro, sexo, amor y desamor, cine, libros, música, mujeres, locura, amargura y cosas peores